El Gobierno destina 225.000 euros para formar a desempleados de Puerto Lumbreras

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, a través de la Fundación Biodiversidad, ha concedido una subvención de 225.000 euros a los municipios de Puerto Lumbreras y Huércal-Overa para la ejecución de proyectos en el marco del Programa Empleaverde, cofinanciado por el Fondo Social Europeo (FSE) 2018.

 

 

En concreto, Puerto Lumbreras ha sido el municipio promotor del proyecto “Ecogreen” que tiene como objetivo capacitar a personas desempleadas en el uso eficiente y sostenible de recursos  naturales.

 

 

El proyecto capacitará a 330 personas desempleadas en nuevas cualificaciones verdes para la gestión eficiente del agua y del suelo, a través de acciones formativas dirigidas a los distintos ámbitos de mayor consumo de agua y suelo.

 

 

La alcaldesa de la localidad, Mª Ángeles Túnez, se ha mostrado satisfecha con la concesión de la ayuda y ha destacado que “el medio ambiente es una clara oportunidad de negocio capaz de generar empleo y riqueza, conservando a la vez nuestro patrimonio natural y biodiversidad. Este programa favorecerá la creación de empleo y la obtención de cualificación entre personas que presentan mayores dificultades para el acceso al mercado laboral”.

 

 

La estrategia que plantea el proyecto tiene una doble vertiente. En primer lugar, actuar mejorando la eficiencia sobre los sectores en los que se realiza un gran uso del agua. En segundo lugar, capacitar a personas desempleadas, especialmente mujeres y mayores de 45 años, en las nuevas cualificaciones verdes y perfiles profesionales demandados en el sector agrícola y turístico.

 

 

El proyecto incluye un curso sobre agricultura ecológica de los dos productos principales de la zona: hortofrutícolas y cítricos. Del mismo modo, se realizará una especialización de personal en el tratamiento del suelo desde una visión integral del agroecosistema para asegurar su calidad y biodiversidad. También está previsto realizar una acción formativa sobre implantación de la tecnología en los sistemas de riego, control y mejora del suelo.

 

 

Los participantes en el proyecto tienen la posibilidad de realizar un curso formativo con un nuevo enfoque sostenible y multifuncional de espacios verdes de uso turístico y urbano.

 

 

Según ha explicado la alcaldesa, “el contenido de las acciones de formación es innovador, puesto que nunca se han realizado acciones formativas en estas nuevas cualificaciones verdes adaptadas a las necesidades reales del territorio y sector en esta zona”. Además, Túnez ha anunciado que “el 10% de los participantes encontrará un empleo al finalizar el proyecto”.

 

 

“Eco Green pretende la inserción laboral de los colectivos con mayor riesgo, pero también sensibilizar al empresariado sobre la necesidad de proteger el suelo e incorporar nuevos perfiles profesionales que apoyen la transformación del sector hacia la economía baja en carbono”, ha concluido Mª Ángeles Túnez.